Me da mucha rabia este tema, ya sea con los yogures, los paquetes de arroz o la cerveza. Soy consciente de la importancia que tiene para los fabricantes, y sobre todo para el consumidor, pero (y por no repetir el especial de Saber Vivir) como todo hay que saber distinguir entre consumo preferente y fecha de caducidad. Lo digo así claro, para que no haya confusión, pero en realidad si la hay, y mucha…

La fecha de caducidad la vamos a dejar a un lado, porque para el tema birruno, cuando algo está malo se nota, y no creo que nadie se intoxique (hay de todo). Pero voy de lleno con el consumo preferente entonces, y es que a veces las fechas que se indican son “la leche”… ¿La cerveza se puede añejar en botella? Sí, pero aquí hay tema para largo, en otra ocasión lo trataré, lo dejaremos en ejemplares de alto contenido alcoholico y poca presencia del lúpulo. En estos casos la fecha de consumo preferente es un poco simbólica, pues el propio alcohol actúa como conservante, y bueno, hay quien dice que las botellas dejadas en guarda valdrán más pasado el tiempo adecuado (aquí también hay estimaciones de “cada maestrillo con su librillo”), pero como decía no quiero hablar de esto…

130846849_1385466704_540x540
Esto es sinónimo de contaminación o sobrecarbonatación

Sin embargo, de lo que sí quiero hablar es de la volatilidad de las propiedades que aporta el lúpulo a cervezas frescas como IPAs, APAs y demás hophead styles. Como iba diciendo, cuando una birra de esta categoría sale de fábrica tiene unas condiciones que son difíciles de mantener con el tiempo (creo que incluso en lata es complicado). Esto ocurre sobre todo en cervezas que no están pasteurizadas, y se traduce en que a veces llegan cosas a nuestro país que se nota (mucho) que no están frescas… Pero no solo pasa con internacionales, porque aquí también influye mucho si el embotellado ha sido isobárico o atmosférico.

Si eres un poco inquieto le preguntarás al de la tienda cómo están, y si es majo (que suele ser así) te recomendará las que más frescas estén. ¿Por qué ocurre esto? Bueno, el tiempo es el tiempo, y como te pasará a ti también, al avanzar este pues se nota en la calidad de la cerveza. Desaparecen los aromas tropicales, el sabor a lúpulo, el amargor se deteriora… en resumen, la birra se muere.

Bad-smell1.jpg
Si una birra lupulada no huele a lúpulo, mal asunto

Entonces, volviendo al tema consumo preferente, ¿qué le ponemos a la cerveza en la etiqueta? La definición es que esta fecha indica cuándo un producto empieza a perder sus cualidades físicas como el olor o sabor, pero sigue siendo seguro su consumo. Es decir, olvidamos los petróleos y nos vamos a los zumitos de lúpulo, donde a veces vemos fechas de consumo a 1 año o 2 años vista, y mi pregunta es: ¿si en cinco meses lo que era zumo de mango me sabe a galleta, me lo cambias? Es un tema complicado, porque si los fabricantes pusieran periodos de tiempo más cortos la gente tiraría la cerveza si esta estuviera pasada de fecha, porque como decía al principio, CONFUNDIMOS consumo preferente con caducidad. ¿Cómo se come esto entonces? Digestión pesada, seguro.

Y con todo este rollo, lo que pretendía decir y difundir es que debes tener muy en cuenta qué tipo de cerveza estás comprando y cuánto va a durar en plenas condiciones, y que no te fíes de la fecha de la etiqueta porque hay quien le pone lo mismo a una IPA que a una Imperial Stout… Así que si tienes un bar, o mismo en tu casa, déjate aconsejar, y no te compres una caja de 24 IPAs o APAs a la que no vayas a dar cuenta en menos de un mes (y ya me he ido), porque igual ya lleva otros dos en almacén, y te aseguro que cuando la pruebes no te va a gustar, o al menos no tanto como cuando estaba fresca.

¡Hasta la próxima! Pröst!

5 comentarios en “Best before… que se ponga malo, per favore

  1. Un tema bastante interesante el que comentas. Creo que general la gente tiene demasiado miedo a intoxicarse cuando, bajo mi punto de vista, es algo que es tremendamente difícil que ocurra (salvo que no tengas papilas gustativas).

    Por otro lado, respecto al mundo birruno, totalmente de acuerdo. Hay que saber perfectamente qué tomas en cada momento y conocer mínimamente los procesos de producción de cada estilo para saber cuándo te la estás jugando… Y ahí entramos en terreno cenagoso, porque la “pobre” cultura cervecera que hay aquí en España, puede hacer que no se sea consciente de qué se está comprando o, lo que es peor, cómo debería ser lo que compramos una vez lo catemos.

    En cualquier caso, ¡gran post amigo!

    Brindamos contigo, ¡salud y buena birra!

    Le gusta a 1 persona

  2. Pablo, buen artículo! En las cervezas lupuladas deberian poner la fecha de consumo preferente y la fecha de caducidad…las dos, O al menos Fecha de embotellado (algunas lo llevan). Muchas de las que vienen de USA tipo Hoppy Pils o Hoppy Lager….de hoppy tienen poco o incluso nada, por que no llegan frescas y son una sombra de lo que son…sin estar malas..ojo!. Las Ipa y Pale Ale aun duran algo mas en cuanto a propiedades iniciales…por que llevan mas carga de lupulo pero les pasa lo mismo. Yo siempre miro las fechas en este tipo de cerveza…y en funcion de la fecha la compro o no. En las cervezas maltosas tipo I.stout, porter, etc…no ocurre esto e incluso el paso del tiempo les sienta mejor….segun gustos. Salud!

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s